Mariam Kidd en Second Life: Las lágrimas de la Luna

martes, 9 de agosto de 2011

0

Las lágrimas de la Luna

Killa salió a su paseo nocturno, iba sin dirección concreta, disfrutando de la paz de la noche, calmada por el rumor del mar y alumbrada por la luz de su madre que se reflejaba en el.


En la orilla había una muchacha, de unos 15 años, mirando la profundidad del mar inmóvil. Killa se acercó y se sentó a su lado. La muchacha al notar la presencia de la niña se dio la vuelta.

-Hola pequeña-. Sonrió.

- Hola, que haces?

- Miro el reflejo de la Luna en el mar.. me parece tan hermoso y transmite tanto amor.

- A mí también me gusta verlo, pero transmite amor?. Killa miró a la muchacha.

-Si, pequeña. Te gustan las historias??

- Me encantan y más si hablan de mi madre.

- Te contaré una leyenda que hace siglos circula por el lugar de boca en boca. Cuentan que hace miles de años la Luna se enamoró del Mar.

- Del Mar???, pensé que su amor era el Sol.


- Bueno hay personas que tienen más de un amor en su vida. Continuo…..se enamoró de él de tanto verse reflejada en sus aguas. Soñaba que las olas llegaban a ella y sumergía su perlado cuerpo en él, mecida por su vaivén y dejarse abrazar. Pero nunca logró bajar del cielo, ella sigue intentándolo y cada noche sueña y desea que las caricias que hacen las olas en su reflejo sean en su cuerpo. Sueña en que por fin podrá sumergirse en él y sentir el abrazo de su amado.


- Pobre mamá, siempre tiene amores imposibles. Porque no se enamora de una estrella o de un ser de la noche?

- Ainsss, yo ya lo he vivido, no mucho, pero sé por lo que cuentan que nadie elige de quien se enamora y siempre nos vamos a enamorar del que menos nos conviene. Cosas del corazón y no de la lógica.

- Y que pasó con mi madre?


- Dicen que ella nunca llora, por no querer que su dolor se refleje en las hermosas aguas y temiendo que por sus lágrimas su amado sufra de dolor, pero de vez en cuando se le escapan algunas de impotencia. Sobre todo en las noches de verano, en agosto, con tantas noches de cielo claro no las puede contener ya que ve lo cerca y lejos que tiene a su amado. Entonces es cuando sus lágrimas se convierten en bellísimas Perseidas, una lluvia de estrellas fugaces que cruzan el cielo y alcanzan el mar.


- Esa es la causa? Y porque se le llama lagrimas de San Lorenzo?

- Por qué ocurre siempre en agosto, en el día de San Lorenzo, la Luna no quiere que se sepa de su debilidad, por eso las llamó así, para despistar. Después pasa el verano y en noviembre cuando sabe que el invierno esta cerca y sus noches nubladas no le dejaran ver su reflejo en el mar, desesperada vuelve a llorar y sus lágrimas esta vez se convierten en Leónidas, una lluvia de estrellas de color rojizo que dejan el cielo cubierto de estelas verdes.


Así que cuando en veranos veas las Perseidas y en invierno las Leónidas recuerda que son las lagrimas que vierte tu bella madre por su amor, porque no logra alcanzarlo ni sentir su abrazo que tanto anhela.



Killa dejó escapar un profundo suspiro.

- Si es complicado el amor si.

La muchacha depositó un beso en su frente, enjugó una lagrimita de la mejilla de la niña acariciándola con su mano.

-si lo es, pero ya ves que tiene un inmenso poder.


Killa se despidió, se alejó despacio de la orilla del mar y regresó a su nube pensativa.

0 Susurros en la noche: